thumbnail

Pero esta tarde no te vas - Alejandro Sanz

Te miro, amor, y tú cambias la mirada. 
Te miro, amor, mi piel no le teme a nada. Dispárame al corazón. 
Siento el calor cuando mis dedos le ganan a otro botón. 
No hay nada como desnudar tu cuerpo entero y amarrar tu excitación. 

Sabía que eras fugaz, que eras libre simplemente. 
Te estás yendo, corazón ¿Verdad? Y se te ve tan impaciente 
Lo supe siempre, eres fugaz, y aún así yo me arriesgué. 
Lo haría otra vez. 

Susúrrame, explícamelo al oído. 
Susúrrame, que quiero que tus labios 
rocen mi dejadez y bésame... 
¡Y bésame! 

Yo siempre lo supe, amor, que eras así fugaz, 
que eras libre simplemente... 
Oh, te estás yendo, corazón, se te ve, estás impaciente. 
Yo no te lo impediré, puedes irte libremente. 
Oh, lo supe siempre, eres fugaz, 
siempre fue así de evidente, siempre lo tendré presente. 

Lo sé, amor, que eres fugaz, que te vas inevitablemente, 
aunque yo me aferre con la fuerza de un millón de soles 
y me arranque con las manos el alma, 
y aunque se sequen mi ojos de llorar, 
sé que no puedo hacer nada de nada... 

Porque yo sé que eres fugaz, pero esta tarde no te vas, amor, no te vas...