thumbnail

Yo que viví amando - Pimpinela

Era lo más grande de mi vida,
mi constante alegría, mi motivo de ilusión.
Llegué hasta olvidarme de mí mismo,
renuncié a mis egoísmos, desnudé mi corazón.

Fui yo el que llamó siempre a su puerta,
buscando para todo solución.
Mi amor era más fuerte que mi orgullo
y cuando menos lo esperaba, ella un día no volvió.

Mi loca juventud, mi adolescencia
y mis años de impaciencia me impidieron ver su luz.
No era más que un pasatiempo en mi vida,
diversión de cada día; yo tan sólo ingratitud.

Y hoy que ha pasado tanto tiempo,
necesito su manera de amar.
Pero ocurre que, a veces, el destino
pone en nuestro camino sólo una oportunidad. 

Y ahora no me queda más valor para seguir viviendo
¿Qué voy a hacer en esta soledad, yo que viví amando?
Y ahora no me queda más valor para seguir viviendo
¿Qué voy a hacer en esta soledad, yo que viví amando?

Y hoy que ha pasado tanto tiempo,
necesito su manera de amar.
Pero ocurre que, a veces, el destino
pone en nuestro camino sólo una oportunidad. 

Y ahora no me queda más valor para seguir viviendo
¿Qué voy a hacer en esta soledad, yo que viví amando?
Y ahora no me queda más valor para seguir viviendo
¿Qué voy a hacer en esta soledad, yo que viví amando?


Y ahora no me queda más valor para seguir viviendo
¿Qué voy a hacer en esta soledad, yo que viví amando?
Y ahora no me queda más valor para seguir viviendo
¿Qué voy a hacer en esta soledad, yo que viví amando?