thumbnail

Con todo y mi tristeza - Luciano Pereyra

Qué bonito, pero qué bonito es que te quiera
y el estar de veras locamente enamorado,
pero qué tristeza siento que ya no me quieras,
que por otro amor tan pronto me hayas olvidado.

Aunque tú no sepas nunca, nunca ya más de mi vida,
que me estoy muriendo sin tus besos, poco a poco, de tristeza,
que me estoy muriendo por volverte a ver; mi vida,
pero tú me has olvidado tanto que no te interesa.

Y con todo y mi tristeza, me enseñé a no olvidarte,
me enseñé a vivir sin verte, pero sin acostumbrarme.
Y aunque muero cada día por tu ausencia que es dolor,
moriré con la conciencia tan tranquila por tu amor.

Pero qué maravilloso y qué final tendrá mi vida,
que hasta en ese momento, sin querer te diga adiós.
Como eres hoy mi vida, mañana serás mi muerte,
tú vas a ser la culpable de que yo muera de amor.

Qué bonito, pero qué bonito es que te quiera
y el estar de veras locamente enamorado,
pero qué tristeza siento que ya no me quieras,
que por otro amor tan pronto me hayas olvidado.

Aunque tú no sepas nunca, nunca ya más de mi vida,
que me estoy muriendo sin tus besos, poco a poco, de tristeza,
que me estoy muriendo por volverte a ver; mi vida,
pero tú me has olvidado tanto que no te interesa.

Y con todo y mi tristeza, me enseñé a no olvidarte,
me enseñé a vivir sin verte, pero sin acostumbrarme.
Y aunque muero cada día por tu ausencia que es dolor,
moriré con la conciencia tan tranquila por tu amor.

Pero qué maravilloso y qué final tendrá mi vida,
que hasta en ese momento, sin querer te diga adiós.
Como eres hoy mi vida, mañana serás mi muerte,
tú vas a ser la culpable de que yo muera de amor.

Y con todo y mi tristeza, me enseñé a no olvidarte,
me enseñé a vivir sin verte, pero sin acostumbrarme.
Y aunque muero cada día por tu ausencia que es dolor,
moriré con la conciencia tan tranquila por tu amor.

Pero qué maravilloso y qué final tendrá mi vida,
que hasta en ese momento, sin querer te diga adiós.
Como eres hoy mi vida, mañana serás mi muerte,
tú vas a ser la culpable de que yo muera de amor.

Tú vas a ser la culpable de que yo muera de amor.